¡ATENCIÓN papás que compran pañales marca Target!

Como ya te habrás dado cuenta mi blog es 50% cotorreo, 50% diversión sana y familiar. No quiero causar ninguna alarma pero CUIDADO (en tono NO alarmante… jaja) si compras pañales marca #target.

Hace rato mi esposa me marcó saliendo de recoger a los pequeños del day care. La maestra nos había dicho la semana pasada que ya no tenían más pañales y pues como zombie sonámbulo, mi ser y mi cartera fueron automáticamente a Target a comprar más pañales (y de paso reducir el fondo de universidad de los gordos). Antes de llevarse a los pequeños a la casa, la maestra le dijo a mi esposa que si tenía un minuto para ver algo. La maestra le abrió un pañal (no usado, cabe recalcar) a mi esposa y pues tenía hongos:

Continue reading “¡ATENCIÓN papás que compran pañales marca Target!”

¿Qué pedo… con comerse la placenta?

Ya lo había leído por ahí y esta semana lo escuché en un podcast (y bastante detallado para mi cerebro). Al parecer hay mujeres que se comen su placenta después de dar a luz. Pero no te imagines algo como en National Geographic donde la mamá se come la placenta fresquita y hasta le da unos lengüetazos a su bebé recién nacido para peinarlo de rayita.

Las mamás de hoy tienen la opción un poco más razonable y tomarse su placenta en píldoras, junto a su ácido fólico y multivitamínico. Así como lo dijo la señora/doula del podcast, ella se lleva la placenta a su casa donde la corta, deshidrata, pulveriza y empaqueta en píldoras como de Advil Extra Strength y te las regresa con todo y vasito de agua.

Continue reading “¿Qué pedo… con comerse la placenta?”

El gran momento de decidir el nombre de tu bebé.

Como dijo el tío Benito en Spiderman, “un gran poder, conlleva una gran responsabilidad”, y una de las grandes responsabilidades de cualquier futuro papá y mamás es ponerle nombre a su hijo.

Porque no es como cuando le pusiste E.T. a tu tortuga cuando eras niño o Power Ranger a tu primer perrito. Y tampoco es como para verte bien “original” o trendy y ponerle Apple, North o Segismundo a tu bebé, hay que echarle un poco más de cabeza al asunto, digo, aunque le pongas Mortimer igual va a llevar tu apellido el chamaco. Ponerle nombre a tu hijo es un gran dilema y así como les puede llevar a ti y a tu esposa cinco minutos en estar de acuerdo, así les puede tomar cinco años o más. Hasta hay papás que todavía no deciden cuando ya tienen a su bebé en brazos y esperan a que él les dé la respuesta con algún eructo, sonrisa o gesto.

Existen incontables libros, websites, mamás, abuelitas y primas que opinan y nos dan sus mejores opciones de nombres, pero casi siempre la decisión cae en los papás.

Continue reading “El gran momento de decidir el nombre de tu bebé.”

Cuando los gemelos fueron a la escuela por primera vez

No puedo creer que acabo de escribir ese título, WTF??? Cuándo pasó, qué pasó, qué pedo con tener hijos que ya van a la escuela??? (bueno, al day care, no hay sumas ni restas, pero igual pega). Apenas y yo me hago mi lunch, cómo soy un adulto “responsable” que le manda lunch a sus hijos???

Así es, después de 15 meses y dos semanas de haber llegado a este mundo los pequeños empezaron la escuela. Es un pedo mayor para ellos, para los papás, y un mucho más para las mamás. Tus días de despertarte tarde…

bueno, bueno, de despertarte, jugar, darles snack, llevarlos por aquí o por allá a pasear, vestirlos y básicamente hacer el día, ese mismo día, se acabó.

Les hicimos una nueva rutina, que entre otras cosas consiste en despertarlos: cosa que no había pasado en 15 meses y dos semanas. En 15 meses y dos semanas no había puesto alarma. En 15 meses y dos semanas uno de ellos era mi alarma y el otro el snooze. Mi esposa y yo nos despertarnos todavía más temprano para armar el desayuno y su lunch para la escuela, los sentamos en sus sillas altas y rogamos, esperamos y rezamos que les guste el desayuno de ese día yyy que se lo coman a una velocidad razonablemente rápida sin que se atraganten; que acabe más comida en sus estómagos que en el del perro o el piso. Los vestimos mientras los correteamos, y una vez más, rezamos y rogamos que no se hayan hecho popó justo cuando los subimos al coche (cosa que es inevitable que pase).

¿Pero cómo fue la primera semana de los pequeños en la escuela?

Continue reading “Cuando los gemelos fueron a la escuela por primera vez”

Las 12 cosas que aprendí siendo un stay-at-home dad

Llevo de vacaciones desde el 13 de diciembre (ódiame más… como dicen los aguiluchos del américa) y ya regreso a chambear este martes 3 de enero. La increíble e irremplazable niñera se nos fue (insertar emoticon de llanto interior) el 12 de diciembre y pues pedí vacaciones en el trabajo para estar con los gemelos en las mañanas a partir de su triste despedida. Así esperaba a mi esposa con los brazos abiertos y con una casa en zona de guerra a su regreso del trabajo al medio día, y compartir las tareas hogareñas y pañaleras con ella.

Van a ser tres semanas de ser un stay-at-home dad de medio tiempo y full con mi esposa y pues aprendí par de cosas por ahí:

 

  1. Puedo empañalar, vestir, empacar y montar en el coche a dos bebés en unos 30 minutos de principio a fin, cuando bien pueden ser 120 minutos.

Continue reading “Las 12 cosas que aprendí siendo un stay-at-home dad”