¡ATENCIÓN papás que compran pañales marca Target!

Como ya te habrás dado cuenta mi blog es 50% cotorreo, 50% diversión sana y familiar. No quiero causar ninguna alarma pero CUIDADO (en tono NO alarmante… jaja) si compras pañales marca #target.

Hace rato mi esposa me marcó saliendo de recoger a los pequeños del day care. La maestra nos había dicho la semana pasada que ya no tenían más pañales y pues como zombie sonámbulo, mi ser y mi cartera fueron automáticamente a Target a comprar más pañales (y de paso reducir el fondo de universidad de los gordos). Antes de llevarse a los pequeños a la casa, la maestra le dijo a mi esposa que si tenía un minuto para ver algo. La maestra le abrió un pañal (no usado, cabe recalcar) a mi esposa y pues tenía hongos:

Continue reading “¡ATENCIÓN papás que compran pañales marca Target!”

¿Qué pedo… con comerse la placenta?

Ya lo había leído por ahí y esta semana lo escuché en un podcast (y bastante detallado para mi cerebro). Al parecer hay mujeres que se comen su placenta después de dar a luz. Pero no te imagines algo como en National Geographic donde la mamá se come la placenta fresquita y hasta le da unos lengüetazos a su bebé recién nacido para peinarlo de rayita.

Las mamás de hoy tienen la opción un poco más razonable y tomarse su placenta en píldoras, junto a su ácido fólico y multivitamínico. Así como lo dijo la señora/doula del podcast, ella se lleva la placenta a su casa donde la corta, deshidrata, pulveriza y empaqueta en píldoras como de Advil Extra Strength y te las regresa con todo y vasito de agua.

Continue reading “¿Qué pedo… con comerse la placenta?”